Ir al contenido principal

Hay unos 20.000 menores víctimas de explotación infantil en España


Hace algún tiempo me pregunto que nos esta pasando, si pudiera decir algo de tal manera que todo el mundo me pudiera oír diría ¿Que nos ha sucedido?, cuando, en que segundo en que momento de la historia cambiamos tanto, hoy día una parte importante de nuestra sociedad se ha vuelto una cuna de brutos y seres individualistas carentes de valor y de sentido ético, cuna de las actitudes mas bestiales que podamos imaginarnos, una de ellas es la que refleja este articulo que encontré navegando por la prensa española se los dejo, lean lo, opinen y ojala alguien me pueda responder que nos esta sucediendo.

  • Estos menores han sido obligados a prostituirse, mendigar o cometer delitos
  • La organización cree que esta cifra es 'la punta del iceberg' porque hay 'muchos más'
  • Las niñas obligadas a prostituirse generan ganancias de 1.000 y 3.000 euros semanales
MADRID.- Cada año 1,2 millones de niños en todo el mundo son víctimas de la trata de seres humanos, un problema que a España no le es ajeno, ya que, según datos de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE), sólo en nuestro país hay 20.000 menores "identificados" por la Policía víctimas de la explotación. En declaraciones a los periodistas antes de participar en el congreso sobre la trata de niños organizado por la ONG Save The Children, la coordinadora para la lucha contra la trata de seres humanos de la OSCE, Eva Biaudet, advierte de que se trata de un problema muy grave que además "va en aumento".
Sólo en España, explica, hay unos 20.000 menores, identificados por la Policía, que han sido obligados a prostituirse, mendigar o cometer delitos, o que han sido víctimas de redes de delincuencia internacionales que los han utilizado para la explotación laboral, adopciones ilegales o incluso tráfico de órganos.
Estos 20.000 niños, son sólo "la punta del iceberg" porque hay "muchos más" que son víctimas de la trata de seres humanos, aunque "sólo podemos hacer estimaciones de la magnitud del problema". Por ello, el gran reto de todos los gobiernos y las instituciones internacionales que luchan contra la trata de seres humanos es "identificar a las víctimas" para saber qué situaciones les hacen "más vulnerables" y evitarlas. Según datos de Save the Children, la explotación infantil es un negocio que mueve anualmente en todo el mundo unos 23.500 millones de euros.
"Los niños son más fáciles de reclutar, convencer y trasladar que los adultos, y por tanto, frente a unos costes muy bajos, generan un beneficio económico tremendo. Son cantidades impresionantes".
"Un niño que mendiga en Viena o Madrid puede sacar cien euros al día, mientras que las niñas obligadas a prostituirse generan unas ganancias de entre 1.000 y 3.000 euros semanales. Si tenemos en cuenta que un proxeneta paga aproximadamente unos 3.000 euros por cada niña, en una semana habrá amortizado la compra y a partir de ahí sólo tendrá beneficios".
La responsable de Save The Children, Liliana Orjuela, explica además que la explotación infantil no se limita a los países del tercer mundo, sino que Europa también es una región de origen, especialmente los países mas pobres como Rumanía o las ex repúblicas soviéticas, donde hay muchos menores "en situación de riesgo".

Redes internacionales de delincuencia

De hecho, las desapariciones de mujeres y niños, advierte, suelen estar vinculadas a la trata de personas porque las efectúan redes internacionales de delincuencia que trabajan con unos procedimientos "muy sofisticados" que hacen muy difícil descubrir el paradero de estos seres humanos que serán utilizados para la explotación.
Según datos de Save The Children y de la Red Española contra la Trata de Personas, en España entre 40.00 y 50.000 mujeres y niñas son víctimas de la trata de seres humanos, procedentes de Marruecos, África subsahariana, países del Este, Brasil y Centroamérica, que son engañadas y traídas a España, donde "hay una gran demanda".
Para combatir la explotación infantil -el tercer negocio criminal mundial sólo por detrás del tráfico de drogas y de armas-, esta ONG cree que lo prioritario es identificar a las víctimas, poner en marcha planes de acción que ayuden al menor, y dar formación y apoyo a las autoridades judiciales y policiales. Además, aconsejan a las autoridades que les faciliten automáticamente el permiso de residencia por razones humanitarias y que se les busque una familia de acogida mientras que se estudia la conveniencia de aprobar una reunificación familiar. Sandra Garrido, del servicio de atención a la familia de la Policía Nacional, explica que muchos de los menores se dedican a la delincuencia lo hacen con la aprobación de los padres, tienen entre 9 y 16 años, actúan en grupo, no dudan en emplear la violencia, no muestran respeto a la autoridad y conocen los procedimientos legales en caso de ser detenidos.

Fuente. El Mundo

Comentarios

Entradas más populares de este blog

¿Sufre un Niño que muere en un aborto?, Carolina Antimán Echeverría

  Morir y vivir con Dignidad, en nombre de estos preceptos se diputan temas tan álgidos como el aborto y la eutanasia, ambos situados en distintos momentos, el primero en el que la vida está irrumpiendo y el segundo cuando la vida se escapa de las manos. Ambos imponen un final, sin embargo, la muerte como tal, sólo será considerada si ocurre desde el momento en que el feto se separa completamente de su de su madre a través del corte del cordón umbilical [1] . La muerte como resultado de un aborto, no existe conceptualmente, menos aún la dignidad de esa muerte. Dentro de los criterios que hoy se incluyen para determinar que una persona ha dejado de existir, se encuentran la evaluación del estado de conciencia, la ausencia de actividad cerebral, etc. Estos son criterios válidos para la vida extrauterina. Entonces surge la pregunta. ¿Es también la muerte fetal por aborto, un momento al final de la vida? Probablemente, no sea una reflexión de la mayoría, sobre todo en los países en que

630 Niños mueren en Chile durante el año 2019, sin funeral, sin nombre, y a manos de una correcta organización de nuestro Sistema de Salud.

Alguién escribió en facebook en medio de esta Pandemia: "Cuando los muertos sean tuyos, tomarás conciencia".  La muerte duele hoy, más que nunca. Nuestro sistema de Salud esta en jaque, a pesar de todos los esfuerzos económicos y humanos para salvar más vidas. Capacitaciones al personal de salud para el uso de drogas, ventiladores, equipos de protección personal, normas y más normas, que nos protejan de este virus. Sin embargo, los muertos se suceden cada día en cantidades que nunca pensamos existirían. Los personas fallecidas pueden ser una estadística, pero detras de cada una existe una familia que llora hoy y que llorará por años la ausencia. Duele porque pertenecian a hijos, a madres, a padres, a abuelos, a hermanos, a compañeros de trabajo. Fueron 630 Niños en el año 2019, que murieron en manos del mismo sistema de salud. Para que ellos murieran se inyectaron recursos al sistema de salud, se capacitó al personal y se confeccionaron normas y más normas. Sus mue

Linaje de Los Benditos de Jehovça

Linaje de los Benditos de Jehová Carolina Antimán Echeverría [1] No trabajaran en vano, ni darán a luz para maldición; porque son linaje de los benditos de Jehová, y sus descendientes con ellos [2] . Isaías Cap. 65, vers. 23 Dios llama “Linaje de los Benditos de Jehová” a aquellos de su pueblo que han sido fieles a su nombre, es una declaración sobre los que Dios considera sus Siervos. Y los llama Linaje [3] de los Benditos de Jehová. Lo que deseo rescatar de esta palabra es que aquellos que seguimos a Dios de todo nuestro corazón, somos señalados por Dios como parte de algo único, Él nos adjudica una ascendencia a un grupo especial y bendecido, nos conecta a una familia que está unida por una característica, Ser Benditos de Jehová . Nos entrega una pertenencia y una historia y nos vincula fuertemente con Él. Lo extraordinario es que esta nobleza no es sólo para nosotros, es un linaje, y como tal acompañará a nuestros descendientes. Cuando entendemos lo que somos